fbpx
PUBLICIDAD Noticias Mega 1

Transcodo: Los Barbero, mucha tela camionera

Pasar de 12 camiones a unos 70 en 10 años es un dato que llama mucho la atención. Consumar tal éxito no es solo cuestión de atender a la llamada de cada oportunidad, sino también de saber fabricártelas.

Pierde el tiempo quien busque atribuir unos números tan llamativos a golpes de suerte o unificaciones mágicas con otras entidades. Transcodo sigue siendo el mismo Transcodo que empezó hace cuarenta años, siempre ligado al apellido Barbero.

Dejar huella allá donde a esta compañía se le interpele es simple cuestión de posicionarse en la oferta de un servicio integral de transporte, logística y almacenaje.

PUBLICIDAD Noticias Mega 2

En nuestro sector, esto es muy valorado si se ejerce con responsabilidad escrupulosa en lo acordado y mucho oficio en cuanto a la ejecución de cada trabajo.

No hay que ser para ello una megafirma supermulti, sino comprometerte a fondo en lo que haces, escuchar y aprender de las personas para las que trabajas, o de las que trabajan para ti. Así es como se integran objetivos propios y comunes con absoluta normalidad.

PUBLICIDAD Noticias Mega 3

Cuando visitamos su sede en Lleida, a linde prácticamente con la A-2, nos recibió la plana mayor de sus tres generaciones, desde el fundador ya jubilado, Miguel Barbero, hasta el pequeño Joel, que a sus 17 años estudia Electromecánica Industrial y goza con los camiones de la casa.

La generación intermedia de Transcodo, también presente en una calurosa tarde de verano, es la formada por sus actuales máximos responsables, Miguel y Joel Barbero (crece la familia, pero se repiten los nombres).

El primero lleva básicamente la gerencia del taller, mientras Joel gobierna en la oficina. No obstante, a cualquiera de los dos es relativamente fácil verles charlando con alguno de sus cerca de 70 chóferes, o lavando el camión junto a ellos.

“No hemos pensado nunca en fusionarnos con nadie precisamente por eso nos dice Joel, el pequeño de los hermanos–, ya que nos gusta marcar nuestros ritmos y maneras. Hemos crecido muy rápido, lo reconozco. La gran crisis que se dio hace 14 o 15 años cambió quizá el tablero de juego y nosotros ahí estábamos”.

“Te va haciendo ganar puntos el tener mano en cada ámbito del transporte –Miguel es ahora quien toma la palabra– y plataformas con las que poder responder a todo. Bueno, también es que mi hermano Joel y mi hijo Josué han sido siempre muy valientes.

Yo no sé si decirte que era más feliz con 3 camiones que ahora con 70 –se sincera y ríe mientras los mira–, pero el devenir de las cosas es el que es.

Lo cierto es que ya no me imagino un día sin acabar la jornada, a esa hora en la que ya el móvil casi deja de sonar, hablando con mi hermano de cómo ha ido en el taller, de tal o cual viaje o de la conversación con aquel cliente o ese otro proveedor. En esos sanedrines diarios, sin pretenderlo, vamos marcando el camino que seguir”.

transcodo

Miguel Barbero e Hijos
Así se llamó durante mucho tiempo esta empresa, levantada por el hombre que protagonizó nuestro “Rutas de la Memoria” del número 383, en Solo Camión.

“Yo no quería este oficio tan duro para mi hijo Miguel, pero él solo quería estar de ruta conmigo. Le despertaba, e incluso le daba con una gomilla en la pierna cada vez que se quedaba dormido, para que le cogiera manía al camión –nos confiesa–, pero no hubo manera. No obstante, ahora reconozco que estaba equivocado.

Para mí es un orgullo ver lo bien que se llevan los míos, incluida mi hija Eva, aunque ella no se dedique a este sector. Cómo han hecho crecer lo que yo inicié es de quitarse el sombrero. Ellos también trabajan a lo bruto, como lo hacíamos mi mujer y yo, pero creo que saben poner más cabeza, y así están saliendo también mis seis nietos”.

Embelesado por la palabras del sénior del corrillo, Miguel (el que recibía los gomillazos en la pierna) admite que las circunstancias no se lo ponen fácil para coger el camión tanto como él quisiera, pero aprovecha con gusto momentos muy concretos para ponerse al volante en las intensas campañas de la oliva o alguna fruta.

En su amplia zona de parking se concentran modelos Scania, Volvo e Iveco, aunque es con DAF con la que Transcodo mantiene un vínculo profesional más potente. Un DAF XG+ 2022 de 530 CV, de los que apenas operan hoy cuatro unidades contadas en nuestro país, es su más preciado baluarte.

El transporte nacional e internacional de Transcodo está en expansión constante, complementándose con su propia agencia de transportes. En la misma naturaleza de la empresa se conjuga el verbo crecer en todas sus formas. Eso sí, siempre con un Barbero al lado.

PUBLICIDAD Noticias Mega 4
PUBLICIDAD Noticias 1x1