PUBLICIDAD

Juanín, toda una vida dedicada al coleccionismo a escala

En primer lugar y ante todo, es un placer poder formar parte de la familia Solo Camión, desde hace unos veinte años vengo siguiendo la revista, tanto por el gremio como por las secciones dedicadas a mi única pasión: las miniaturas a escala.

Mi nombre es Juan Gutiérrez García, más reconocido por Juanín, como todo el mundo me suele llamar. Soy de León capital y como la mayoría de vosotros me dedico al transporte de mercancías. Pero eso no va a ser todo… Desde que tengo uso de razón he ido reuniendo paso a paso toda mi colección de miniaturas.

Juanín maquetas

Como cualquier niño elige su camino jugando, lo mío nunca fue el balón o el deporte en equipo, más bien eran las carreteras en la arena, los parkings de plástico y, por supuesto, aquellos incondicionales cochecitos, camiones y autobuses más que conocidos de Guisval, Majorette, Matchbox, etc.

Con el tiempo uno va creciendo y va orientando sus inquietudes y vocaciones. Siendo mi caso con el mundo del transporte, mi sueño de crío era ser mecánico y tener un taller, con aquella temprana pasión por los coches, pero todo empezó a cambiar cuando allá por el año 1997, con 7 añitos, por casualidad en un escaparate al que apenas llegaba de puntillas, me estaba esperando un flamante Volvo FH16 azul de Joal a escala 1:50. Me quedé tan alucinado con aquella miniatura que cada vez que pasaba con mi padre se lo pedía hasta que al final me lo compró. Ahí sí, ahí empezó todo. Para más inri, la miniatura traía un catálogo desplegable en el que rápidamente se empezaron a rodear modelos y con ello, ese sentimiento que despierta a un coleccionista a formar una colección en firme. Pasaba el tiempo y tras otros cuatro años jugando y maniobrando aquellos fantásticos Joal junto con su maquinaria, empezaron a aparecer los coleccionables de quiosco, y con ellos otra nueva etapa y yo diría que la definitiva; la escala 1:43.

Juanín maquetas

Aquellas colecciones me las costeaba a cambio de unas buenas notas; confesaros que no acabé ninguna porque mi madre se enfadaba conmigo y me las cortaba… Lo mío no era gastar los codos, je, je, je.

Curiosamente, a mis 12 o 13 años llegó un ejemplar de esta revista a mis manos, hablando con un camionero de mi barrio sobre su máquina y profesión, y cuando llegué a casa me la estudié de inicio a fin, descubriendo en una pequeña sección un comedido artículo sobre Modeltrans y su Barreiros Super Azor. Aquella miniatura cambió mi concepción sobre el detalle y acabado en una pieza a escala y literalmente me enamoré de él, convirtiéndose en una pieza muy deseada por mí, y que tardaría desde ese día otros 8 años en llegar a mis manos.

Juanín maquetas

Continuando mi recorrido por Solo Camión (por aquel entonces en mi casa no había Internet ni ordenador), conocí en otros pequeños artículos a algunos de mis maestros referentes, el gran José Manuel Zunzunegui y aquellos preciosos Pegaso Cabezón 1:43 que tenía construyendo sobre la mesa, y cómo no, a Óscar Loizaga y sus fantásticos kits 1:24 en la sección “Minimanía”. Gracias a ambos me lancé a desmontar, pintar y trastear con mis miniaturas hasta perfeccionar las técnicas que uso hoy en día.

El punto de inflexión final en mi carrera como coleccionista ha sido en la mayoría de edad, ya que llevo trabajando sin parar desde los 18 años, destinando gastos sobre mis nulos vicios al placer de aumentar mi colección, que con el paso del tiempo he centrado en la escala 1:43 y abandonado el resto de los formatos. He agrupado más de 6.000 piezas en distintos frentes: coches desde los años cuarenta hasta 2005, camiones y furgonetas sin límite de época y mi otra debilidad, los autobuses.

Juanín maquetas

Mi prioridad son los vehículos nacionales y específicamente reunir el catálogo de Modeltrans. Unido a ello, a partir del año 2011, también la casa recién nacida Otero Scale Models, mis fabricantes asturianos prestigiosos, sobre los que hablaremos más adelante detenidamente y en profundidad y, por supuesto, con modificaciones personales y otros fabricantes internacionales. Lo de hoy es una pequeña biografía, ya que me gusta que quien me lea sepa que hay una vida y una persona detrás de cada letra, pero por supuesto me pondré cómodo por aquí para todos vosotros.

¡Un saludo y un fuerte abrazo desde León!