PUBLICIDAD
Camionera Conchi Rodríguez

Soy camionera: Conchi Rodríguez, un peaje por la libertad

Esta granadina inquebrantable recorre al mes 14.000 kilómetros en ruta a Inglaterra. Iba para taxista, pero su padre se negó. Así que se hizo camionera. Apenas pisa su casa de Monachil, no tiene tiempo para vida social, pero acepta de buen grado los rigores del oficio. Como ella misma dice, “la soledad es el precio de la libertad”. Esta es Conchi Rodríguez.

Camionera Carmen Yolanda Montejano

Soy camionera: Carmen Yolanda Montejano, himno de la alegría

En Yoli la vida es rima continuada. Como pequeña de nueve hermanos, es fácil imaginarla deslizando embelesos en su infancia, Montejano arriba y abajo. Si la Novena fue la última Sinfonía compuesta por Beethoven, en idéntica cifra se plantaron también sus padres, Juliana y Pedro, al crear sus obras particulares.

Camionera Sabrina Roma Leal

Soy camionera: Sabrina Roma Leal, sentirse como en casa

“Subirme al camión fue la mejor decisión que pude tomar”. Continuar haciéndolo como madre soltera ha sido la siguiente página de una historia a la que le quedan muchos capítulos. Apasionada con su trabajo, sabrina roma pasea con orgullo un apellido más que valorado en esto del transporte de cerdos, el sector en el que se mueve.

Camionera Emi Marinova

Soy camionera: Emi Marinova, a golpe de tesón

Llegó a España persiguiendo una oportunidad como transportista. Pese a la falta de experiencia y los prejuicios, Emi se convirtió en la primera camionera de Mallorca. Hoy es una más en el gremio y su profesión la hace feliz.

Camionera María Asunción Pinilla

Soy camionera: María Asunción Pinilla, domadora de retos

Pongamos que hablo de Soria, en la media tarde de un jueves cualquiera: “El lunes empiezas”. “¿Dónde?”. “Francia”. “¿Y voy con alguien?”. “Sí. Vas con el camión”. Como tantas otras veces, cuando María dejó de ver ese desafío como un adversario y pasó a verlo como su aliado, empezó a acariciar el triunfo.