PUBLICIDAD

Citroën U23 Bomberos, el 080 al rescate

Para esta transformación en camión de bomberos de 1956 hemos empleado dos camiones de la misma escala, 1:43. Un Citroën U23 de la casa Altaya, del que hemos aprovechado la cabina y el interior, mientras que de un Ebro del fabricante Modeltrans hemos empleado el chasis y la caja de carga.

Este último lo rescatamos de una feria de coches, en las que puedes encontrar casi cualquier cosa, pero estaba muy mal montado y pintado, así que no pudimos recuperarlo hasta ahora para formar parte de este binomio para crear este vehículo especial.

Aunque el objetivo inicial era realizar la restauración del Ebro, al desencolar la maqueta la cabina se rompió sin opción a recuperación alguna.

Citroën U23 Bomberos

Ante el intento fallido de recuperar el Ebro y su posterior rotura al intentar desencolar las piezas, pues quien lo armó en su inicio empleó algún tipo de pegamento extrafuerte de bricolaje, nos vimos obligados a aprovecharlo de otro modo.

Como la cabina se había estropeado, decidimos recomponer la del Citroën U23 con las tripas del Ebro que se han salvado de la quema al decapar la pintura, que como era tan mala se nos deformó hasta la resina con la que estaba realizada la maqueta.

Citroën U23 BomberosEn primer lugar, desmontamos al completo la cabina del Citroën, interiores, cristales, espejos, y como es de metal blanco, sí puedo decapar la pintura sin problema alguno, aunque sí con extremo cuidado.

Para igualar el color rojo de la caja de bomberos del Ebro, y como no contamos con ningún esquema que nos lo indique, nos aventuramos en su fabricación, rojo al 90 % y el resto con amarillo y blanco, ambos en proporciones iguales al 50 %, para proceder al pintado de todo el conjunto.

Una vez seco el exterior, nos dedicamos al interior, que lo pintamos con color negro mate. Tras este paso y con todo bien seco, pasamos a dar luces y sombras con la técnica del pincel seco. Con el exterior lo más impoluto posible, pasamos a ensuciar y empolvar, una vez está completamente montado, incluso con los cristales.

Por último, colocamos las ruedas de goma, que también ensuciaremos convenientemente para finalizar la estampa de este camión de bomberos de antaño.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.