PUBLICIDAD
Peterbilt 379

El Peterbilt 379, de Marcial Díaz; cita con la belleza

De día: bien limpito. De noche: con todas las luces en orden de revista. Para de contar. Un Peterbilt como el de Carbones Josepín no necesita más atavíos para salar el entorno y propalar una elegancia que centrifuga desde su eje en Fabero hacia los vientos del Bierzo, León y toda la España camionera.